Autoconsumo

¿Qué es?

El autoconsumo es la capacidad de generación de los consumidores conectados a las redes de distribución (viviendas, industria, comercio, etc.) para generar su propia energía eléctrica, normalmente a través de fuentes renovables (viento, sol, biomasa, etc.) y cubrir parcial o totalmente sus necesidades, siempre ahorrando en la factura final y evitando la emisión de enormes cantidades de CO2 producidas en la generación de electricidad no renovable.

La diferencia entre una instalación de autoconsumo y una instalación aislada de la red, normalmente fotovoltaica y eólica, es que los generadores en autoconsumo están interconectados a la red externa de tal manera que ésta absorbe los excedentes producidos y, por el contrario, completa la demanda interna cuando la generación es insuficiente. La red eléctrica actúa como un gran acumulador eléctrico que es usado en función de las necesidades “Ahora te doy, ahora me das”.

Una instalación de autoconsumo consiste básicamente en un microgenerador fotovoltaico o eólico instalado sobre un espacio adecuado (terraza, tejado, zonas comunes del edificio, integración arquitectónica, etc.) y un contador eléctrico bidireccional con el que la compañía eléctrica calculará los saldos energéticos de consumo. Se podrán obtener saldos de consumo positivo o negativo. Los saldos positivos se acumularán para compensar los negativos.

A modo de ejemplo, para el caso de una instalación solar fotovoltaica sobre el tejado de una vivienda unifamiliar, la electricidad producida en exceso en horas diurnas cuando los ocupantes se encuentran trabajando, colegio, etc. se vierte a la red generando un Saldo Energético positivo hacia la familia. Estos usuarios podrán consumir esos kWh cuando el saldo sea negativo; durante la noche, en invierno, días nublados, etc.

El autoconsumo permite que los usuarios puedan producirse su propia electricidad gestionando el sistema por medio de un intercambio de energía con la Compañía Distribuidora denominado Medición Neta (Net Metering), Saldo Neto o Balance Neto.

Situación actual del autoconsumo en España

El autoconsumo en España aun no es posible, sin embargo, El Ministerio de Industria ya anunció que con el real decreto ley 1/2012, que acaba de aprobar -en el que paraliza las primas a las renovables-, el modelo de generación distribuida “cobra cada vez mayor importancia”. El departamento que dirige Soria sostiene que el procedimiento para desarrollar el conocido como balance neto de electricidad ya forma parte de la “regulación en curso” y se presenta como una “alternativa real para el desarrollo de instalaciones de pequeño tamaño a través del autoconsumo de energía”.